Hay tantas plazas bonitas en Roma que es muy difícil quedarse con una pero muchos consideran que la más interesante de todas es la Plaza de España (Piazza di Spagna en italiano).

La escalinata es uno de los lugares más animados y concurridos de Roma y una de las imagenes de la ciudad.

Su situación es extraordinaria y en ella se encuentra la Embajada de España ante la Santa Sede, motivo que da nombre a la plaza. Por cierto, es la embajada más antigua del mundo.

Qué ver en la Plaza de España de Roma

Roma - Piazza SpagnaSin duda la escalinata de la Plaza de España es la más famoso de Roma.

Tanto si la subes como si la bajas será algo mágico por lo que es una actividad que recomendamos totalmente.

Desde arriba además tendrás unas vistas geniales de los alrededores y al bajarlas te sentirás como una de las modelos que anualmente participan en uno de los desfiles de moda más famosos del mundo.

La escalera de la Plaza de España se construyó en el siglo XVIII para unir la plaza con la Iglesia de Trinitá dei Monti, la célebre iglesia que se encuentra en la parte superior.

Roma - Piazza Spagna - Fontana BarcacciaEsta iglesia no tiene un interior demasiado interesante pero si quieres entrar nada te lo impide. Fue construida en el siglo XV por el Rey de Francia.

En la parte inferior, a pie de las escaleras, tenemos el otro punto de interés que ver en la Plaza de España. Se trata de la Fontana della Barcaccia, otra de las magníficas fuentes de Roma.

Fue encargada por el Papa Urbano III a Bernini, pero no al famoso sino a su padre.

Sin embargo, fue el hijo, el más afamado de los Bernini quien la finalizó. Tiene forma de barco y contiene soles y abejas, emblemas de la familia papal.

Los alrededores de la PIaza de España de Roma

Roma - Fontana del Tritone

Cerca se encuentra la Piazza Barberini, que destaca por sus dos fuentes. La principal es la Fontana del Tritone.

La Fontana del Tritone es otra de las obras maestras de Bernini y que en este caso representa cuatro delfines que sostienen al dios Tritón sosteniendo una caracola de la que brota agua.

La otra fuente, en un lateral, un poco escondida, está la Fontana delle Api, también de Bernini y que representa las abejas emblema de los Barberini.

De la Piazza di Spagna parte Via Condotti. Se trata de la principal calle comercial de lujo de Roma.

Une la Plaza de España con la Vía del Corso y en ella encontraremos unas tiendas tan lujosas como prohibitivas. Mejor mirar los escaparates a menos que quieras gastarte un dineral. Otras calles comerciales que parten de la plaza son la Via del Babuino y la Vía Fratina.

Santa María della Vittoria es una pequeña iglesia barroca cercana que pasaría desapercibida entre las numerosas iglesias romanas si no fuera porque en su interior encontramos la obra maestra de Bernini, el Extasis de Santa Teresa.

Si te ha gustado, ¡comparte!Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someone
Categorías: Roma