Visita al Parque Güell de Barcelona, el parque de Gaudí

El parque más conocido de Barcelona es el Parque Güell, un bonito jardín diseñado por el arquitecto barcelonés Antonio Gaudí y cuyas formas lo convierten en un lugar muy especial y muy concurrido por los turistas y vecinos de la ciudad.

El empresario Eusebi Güell encargó a Gaudí un conjunto residencial en este lugar, que fue abandonado con el paso de los años reconvirtiéndose en un parque en 1926.

Puedes además hacer esta visita guiada al Parque Güell para descubrir este lugar Patrimonio de la Humanidad de una manera excepcional.

Qué ver en el Parque Güell

Barcelona - Parque Güell - PabellonesBarcelona - Parque Guell - SalamandraEl recinto del Parque Güell es enorme ya que tiene nada menos que 17 hectáreas.

Durante todo el parque se pueden apreciar las formas onduladas que tanto caracterizan a Gaudí.

De esta manera vamos encontrando columnas que simulan árboles y diversas formas geométricas. También son muy característicos los mosaicos cerámicos que cubren bastantes superficies.

Cuando llegas al Parque Güell lo primero que te llamará la atención es su entrada, situada en la parte más baja de la montaña.

Allí tenemos una puerta de hierro forjado que representa hojas de palmito con dos pabellones a su lado, uno que se utilizaba como portería y otro como administración.

Estos pabellones destacan por su bóvedas cubiertas de cerámicas de colores estando coronado uno con una seta y el otro con una cruz. Se dice que recuerdan a las casas de Hansel y Gretel.

Tras la entrada nos encontramos la espectacular escalinata que parte del vestíbulo a la plaza central. Se encuentra de forma simétrica alrededor de una salamandra.

Esta salamandra es el emblema del Parque Güell y de la ciudad de Barcelona.

Destacan también sus fuentes, que representan los paises catalanes. En cada una de ellas,  el compás que simboliza la arquitectura, la serpiente que simboliza la medicina y la salamandra que simboliza Nimes, al ciudad donde creció Gaudí.

Barcelona - Parque Guell - Plaza CentralUna vez asciendes llegas a la Sala Hipóstila, una espectacular sala que sostiene la terraza que se encuentra en la parte superior.

No es tan majestuosa como la sala hipóstila de la que os hablamos en nuestro artículo del Templo de Karnak, pero es también un lugar muy especial con una gran acústica que los músicos aprovechan para darse a conocer tocando en este lugar.

Sobre esta sala hipóstila tenemos la Plaza Central, de forma oval y con un borde ondulado que sirve de banco y parece representar una serpiente cubierta de piezas cerámicas. Es un lugar muy bonito para descansar y disfrutar de las vistas.

Barcelona - Parque Guell - ViaductosOtros puntos interesantes del Parque Güell son los viaductos.

Son unos caminos porticados que sirven para ir de un lugar a otro del parque salvando su desnivel y que son una mezcla de distintos estilos arquitectónicos y El Calvario, situado en la zona alta del parque con sus tres cruces que señalan los cuatro puntos cardinales.

En el recinto, también tenemos la Casa-Museo de Gaudí, donde el arquitecto vivió casi 20 años hasta meses antes de fallecer. Fue también la casa donde vivió su padre y en ella podemos ver una amplia colección de objetos de Gaudí.

Información práctica para visitar el Parque Güell

  • Cómo llegar
    • Metro, Lesseps, línea L3.
    • Autobuses, líneas 24, 31, 32, 36, 92 y 112.
  • Horarios:
    • Noviembre a marzo, 8:30h-18:15h.
    • Abril, septiembre y octubre, 8h-20:30h.
    • Mayo a agosto, 8h-21:30h.
  • Tarifas
    • General: 8€.
    • Menores 12 años y mayores 65 años: 5,60€.
    • Discapacitados, 5,60€.
    • Menores 6 años, gratis.
  • Puedes encontrar más información en la página oficial del Parque Güell.

También te puede interesar