Visitar Oviedo con niños es una gran aventura en las que toda la familia puede disfrutar gracias a todos loa atractivos que ofrece esta ciudad, tanto para niños como para adultos.

Al caminar por las calles de Oviedo vas encontrando lugares con los que los niños disfrutarán como nadie y rincones que hacen de esta ciudad una de las más bonitas de Asturias y España y que merece una visita.

Aquí te vamos a dar una lista de opciones para hacer con niños en Oviedo aunque las posibilidades son infinitas y todo dependerá de lo que a ellos les guste.

Qué ver en Oviedo con niños

Una ruta a través de sus estatuas por el casco histórico

Oviedo - La RegentaSi ya has estado en Oviedo habrás comprobado que es una ciudad repleta de estatuas, cada una con su historia y significado. A los niños les resulta muy divertido irlas buscando y descubriendo mientras les cuentas quiénes son y qué representan.

La más famosa la encontramos en la Plaza de la Catedral. Se trata de Ana Ozores, la Regenta, la protagonista de la obra más universal de Leopoldo Alas Clarín. A los niños les gustará también visitar la Catedral y los misterios de la Cámara Santa.

Pero no es la única estatua que podemos visitar en Oviedo. También hay otras como La Bella Lola, que podemos encontrar en otro símbolo de la ciudad como es El Fontán, o las Vendedoras de la Plaza de Daóiz y Velarde.

La Lechera, el Viajero o la de Woody Allen son otras de las bonitas estatuas, aunque hay muchas más, que podemos encontrar en Oviedo y que sorprenderán a todos los niños.

El Monte Naranco

Oviedo - Santa María del NarancoOtro de los lugares de Oviedo en los que pueden disfrutar los niños es el Monte Naranco, desde donde además se pueden tener unas vistas geniales de la ciudad. Para ello puedes subir hasta la imponente Estatua del Sagrado Corazón de Jesús, siendo además un excepcional lugar para relajarse y disfrutar.

Pero lo mejor del Monte Naranco está en al subida hasta el mismo gracias a los monumentos prerrománicos que hay en sus laderas destacando por encima de todos Santa María del Naranco. A pocos metros se encuentra San Miguel de Lillo.

Ambos monumentos forman un conjunto especial en la ciudad de Oviedo que te lleva a otra época y con unos alrededores donde los niños podrán correr y jugar disfrutando del aire libre y de la historia de nuestro país.

El Campo de San Francisco y los parques de Oviedo

Oviedo es una ciudad llena de zonas verdes, cada una con su encanto y todas especiales para el disfrute tanto de niños como adultos. El principal parque de todos es el Campo de San Francisco, situado en pleno centro de la ciudad junto a la famosa Plaza de la Escandalera.

En el interior de El Campo, como lo conocen popularmente los ovetenses, se pueden encontrar diferentes sendas y paseos así como fuentes, estatuas, zonas infantiles y mucho ambiente para disfrutar.

Otros parques de Oviedo que merecen la pena para visitar con niños son el Parque de Invierno o el Parque Juan Mata, desde donde se tienen unas bonitas vistas del Monte Naranco.

El Palacio de los Niños

Con este nombre, el Palacio de los Niños debía ser un lugar muy especial para visitar con los más pequeños de la casa. Se encuentra en el interior del Parque de Invierno y se trata de un centro municipal diseñado para que los niños disfruten de una manera muy especial.

En el interior del edificio, de 10.000 metros cuadrados, encontramos varias salas en las que se pueden realiar diferentes actividades como jugar a videoconsolas, realizar construcciones, montar en un simulador submarino, un rocódromo e incluso una bebeteca. Sin duda, un lugar para pasar el día con los niños.

La Senda Verde de Oviedo

Si a tus hijos les gusta la naturaleza, ir a la Senda Verde será uno de los mejores planes que puedes hacer en Oviedo. También es conocida como Fuso de la Reina y se trata de una senda de casi 8km que une el Parque de Invierno y la antigua estación de tren de Fuso de la Reina.

La Senda Verde, ideal para ir tanto andando como en bicicleta, discurre por una antigua vía de ferrocarril y en él podemos encontrar algunos molinos o el aula de la naturaleza que se encuentra en lo que antiguamente era otra estación de ferrocarril.

Además está perfectamente acondicionado para ir con carritos de bebés por lo que no tiene excusa para disfrutar de una de las mejores zonas para ir con niños en Oviedo.

Cerrar menú