Qué ver en Muxía y sus alrededores. En el corazón de la Costa da Morte

Uno de los pueblos más bonitos que visitar en la Costa da Morte de Galicia es Muxía, uno de esos lugares especiales que hay que conocer en la costa gallega y en la que puedes encontrar todo tipo de atractivos desde iglesias hasta faros pasando por fantásticas playas.

La localidad de Muxía se encuentra a unos 90km de La Coruña y 70km de Santiago de Compostela, por lo que realizar una visita es una de las mejores excursiones que se pueden hacer desde estas ciudades.

En este artículo os vamos a contar qué es lo mejor que ver en Muxía, una de las maravillas de la Costa da Morte. Para realizar esta ruta lo mejor es disponer de un coche ya que te moverás por lugares muy alejados entre sí.

Qué ver en Muxía en 1 día y sus alrededores

La Playa de Nemiña y el Cabo Touriñán

Nuestra visita de Muxía de un día va a comenzar en la hermosa Playa de Nemiña, situada a unos 15km del casco urbano de la localidad. Se trata de un fantástico arenal de unos 800 metros de longitud, con arena fina y desde donde se puede disfrutar de unos maravillosos atardeceres por lo que también es posible hacer la ruta que os proponemos a la inversa para terminar aquí.

Muy cerca se encuentra el Cabo Touriñán, el punto más occidental de la España peninsular, uno de los lugares imprescindibles que ver en Muxía en un día.

En el Cabo Touriñán se encuentra además un faro que añade atractivo a este lugar, menos conocido que el Cabo Fisterra pero con mucho encanto.

El Santuario da Virxe da Barca y el casco urbano de Muxía

Costa da Morte - Muxia - Santuario Virgen de la BarcaDesde allí nos desplazaremos hasta Muxía, situada a muy pocos kilómetros para disfrutar de su casco urbano y de sus encantos. Por encima de todos los lugares que visitar en Muxía destaca uno, el más famoso. Hablamos del Santuario da Virxe da Barxa, que a pesar del incendio que sufrió en 2013 es un edificio espectacular.

El Santuario da Virxe da Barca es sin lugar a dudas el lugar más importante que ver en Muxía en un día. El santuario comenzó en el siglo XII como una pequeña ermita que poco a poco fue creciendo debido a la popularidad alcanzada entre los peregrinos del Camino de Santiago.

Cuenta la leyenda que mientras el Apóstol Santiago rezaba en el mismo lugar donde hoy se encuentra el santuario, se le apareció la Virgen en una barca de piedra. Los restos de esa barca son las piedras que hoy podemos encontrar en este lugar, cada una de ellas con un poder mágico destacando la Pedra dos Enamorados, el lugar donde las parejas se juran amor eterno.

Al lado del Santuario da Virxe da Barca se encuentra también el Faro de Muxía. La visita a Muxía se puede completar dando un paseo por su puerto donde se encuentra la Lonja, de donde debemos destacar el mural de la mujer ninja, uno de los diferentes murales dedicados a las superabuelas gallegas que podemos encontrar en la zona.

El Paseo del Río Negro y San Martiño de Ozón

Tras visitar el casco urbano de Muxía lo mejor que puedes hacer es dirigirte al Mirador del Monte Facho Laurido desde donde tienen una vistas geniales de Océano Atlántico y la parte de la Costa da Morte de los alrededores de Muxía, incluyendo tanto el Cabo Touriñán como el Cabo Vilán.

El siguiente destino es Os Muiños, una aldea del Consejo de Muxía donde comienza el Paseo del Río Negro, un paseo muy bonito que te recomendamos realizar.

El paseo discurre junto al Río Negro a lo largo de un bosque por un sendero que se realiza por pasarelas de madera a lo largo del cuál irás descubriendo viejos molinos, algunos restaurados y que finaliza en la Playa de Area Maior, donde desemboca el río. Sin duda, una de las mejores experiencias que hacer en Muxía.

A poca distancia de Os Muiños se encuentra San Martiño de Ozón donde podemos visitar un fantástico hórreo, de los mejores que ver en Galicia. Tampoco te pierdas su iglesia románica, una de las muchas que podrás encontrar en Muxía.

Puedes encontrar más información en la página oficial de turismo del Concello de Muxía